Saltar al contenido

Es fin de año y tus prensas lo saben, ¡Mantenimiento!

  • por

¿Están tus prensas listas para recibir los nuevos proyectos? Luego de un año de largas impresiones, el mantenimiento de tus prensas es esencial para garantizar un rendimiento consistente y prolongar su vida útil.

Si aún no tienes un protocolo para este fin, te presentamos uno básico anual que puedes seguir. Ten en cuenta que este es un punto de partida general, y es posible que debas adaptarlo según las especificaciones del fabricante y las condiciones de tu equipo:

  • Desconectar la prensa y realizar una inspección visual completa de todas las partes.
  • Dependiendo del caso, desmontaje parcial para limpieza y revisión.
  • Buscar signos de desgaste, corrosión o daño en componentes claves.
  • Inspección y limpieza de los sistemas de secado.
  • Inspección de los componentes eléctricos y electrónicos.
  • Realizar pruebas de funcionamiento en interruptores y dispositivos eléctricos de seguridad.
  • Revisión de los sistemas de control.
  • Verificación de la precisión del registro y ajustes según sea necesario.
  • Inspección y lubricación de los rodamientos y otros componentes móviles.
  • Identificar cualquier pieza sujeta a desgaste, como cuchillas, rodamientos, etc.
  • Calibración de la prensa para garantizar una calidad de impresión óptima.
  • Realizar una limpieza profunda de los rodillos de anilox.

Consejos Adicionales:

  • Documenta todas las actividades de mantenimiento realizadas.
  • Mantén un inventario de piezas de repuesto esenciales, no esperes a necesitarlas.
  • Sigue las pautas de seguridad durante el mantenimiento.
  • Proporciona capacitación al personal sobre el mantenimiento preventivo y la correcta manipulación de la prensa y sus componentes.

Recuerda que estas son pautas generales y la frecuencia exacta del mantenimiento puede variar según las condiciones específicas de uso y las recomendaciones. Además, ten en cuenta que algunas tareas de mantenimiento pueden requerir la intervención de personal especializado. Detectar oportunamente problemas potenciales antes de que se conviertan en problemas mayores, garantizaran la eficiencia de tu equipo, ahorro de tiempo, dinero y la satisfacción de tu cliente.